El abandono generalizado de los parques y jardines de Sevilla

La situación “apocalíptica” que describió el nuevo director general de Parques y Jardines del Ayuntamiento de Sevilla durante el pasado verano de 2015 se le ha vuelto en contra, definitivamente, tras algo más de un año al frente de estos espacios tan importantes en nuestra ciudad. Todo aquello que sucedió durante aquel verano y que él consideraba intolerable, vuelve a suceder con más virulencia durante este verano, con la única diferencia que ahora es él quien tiene la responsabilidad de solucionar lo que decía que era tan intolerable.
Del delegado del área ni hablamos porque está demostrando el más absoluto desinterés por las cuestiones que aquí tratamos. Y si hablamos de Medio Ambiente, ni el uno ni el otro prestan la menor atención al asunto. Eso sí, el alcalde ha viajado a cuenta del asunto medioambiental a la Cumbre Mundial del Clima.
Este verano se han secado praderas, caído árboles, talados otros sin cumplir con la transparencia prevista en la ordenanza, se han incendiado parte de algunos parques y el vandalismo campa a sus anchas.
La coherencia les llevó a incrementar el presupuesto para  Parques y Jardines en 700.000 euros, poca cantidad después de todo lo que había que arreglar.
Si hablamos del “macrocontrato”, tan denostado y criticado, y que iban a suprimir inmediatamente, no solo no lo han hecho sino que lo han prorrogado mientras se licita otro aún más “macrocontrato”.
Alardean de haber pasado de 12,5 millones de euros al año a 14 millones de euros, cuando nos criticaron de escasez por haber pasado de 5 a 12 millones de euros.
Y digo que aún es más “macrocontrato” porque de 10 lotes que se proponen, el lote 1 va a atender la conservación de los árboles y jardinería asociada al viario del sector norte, y el lote 2 lo hará con el sector sur. Es decir, toda la ciudad dividida en 2 partes. Lo mismo sucede con los lotes 9 y 10, que servirán para atender los parques y jardines de barrio del sector norte y del sector sur, respectivamente, es decir, otra vez la ciudad dividida en 2 partes. ¿Es o no macro?
Si hablamos de coherencia, aquí va la prueba definitiva: en el programa electoral de Juan Espadas figuraba el compromiso de “cambiar el modelo de mantenimiento y conservación de los parques y jardines, apostando por un modelo de gestión directa, incrementando la plantilla pública a través de la contratación con la bolsa de empleo público y sustituyendo los actuales “macrocontratos” para grandes empresas, por pequeños contratos que tengan un mejor seguimiento y más continuidad, y por cooperativas de gestión de servicios públicos”. Sobran más comentarios.
CURRO PÉREZ
CURRO PÉREZ

Concejal del Grupo Popular, llevo los asuntos de Triana, Hábitat Urbano, Medio Ambiente, Parques y Jardines. Soy Profesor de Derecho Administrativo en la UPO de Sevilla.