El PP afirma que 1.300 familias “han perdido bonificaciones del IBI por la gestión de Espadas”

El concejal del PP en el Ayuntamiento de Sevilla Rafael Belmonte ha asegurado este viernes que “más de 5.000 sevillanos agrupados en casi 1.300 familias han perdido la bonificación del impuesto sobre bienes inmuebles (IBI) en 2017”.

En rueda de prensa, Belmonte ha señalado que todas las familias numerosas deberían “tener derecho” a la bonificación en el IBI, “con independencia de su renta, como ocurría antes”, pero con la nueva ordenanza “no tienen derecho a la bonificación aquellos titulares de inmuebles cuyos ingresos de la unidad familiar superen los 60.000 euros anuales”.

En su opinión, el alcalde, Juan Espadas (PSOE), es “un falso buen gestor”, ya que considera que está llevando a cabo “una política represiva hacía las familias, con restricciones a las mismas y no está ayudando a reforzar la familia sevillana”. Así, indica que su política de “improvisación, incumplimientos y búsqueda desesperada de apoyos” trae a los sevillanos “nefastas consecuencias”, añadiendo que las bonificaciones de muchos impuestos “han sido modificadas con falsos criterios de reparto de renta que en realidad han provocado situaciones tremendamente injustas”.

Señala que el PP ha reivindicado cuando estaba en la oposición, antes de 2011, una actuación del gobierno de PSOE e IU que “velara por los intereses y los derechos de las familias numerosas”, reivindicaciones que, “en su mayoría, no eran atendidas, especialmente las relativas a las bonificaciones en el IBI”. Asimismo, en 2012, su primer año de gobierno con Juan Ignacio Zoido, “con un escenario económico terrible, se incrementó la bonificación a familias numerosas en el IBI”.

Sin embargo, incide en que la “reducción” de esta bonificación puesta en marcha por Espadas en 2016 ha provocado que este año haya “5.000 sevillanos agrupados en 1.290 familias que se han quedado sin bonificación del IBI”. “De las 3.372 solicitudes presentadas este año solo han concedido bonificaciones a 2.867, es decir 1.290 familias menos que en 2015 cuando se concedieron 4.157 bonificaciones”, añade.

Belmonte añade que, “por tanto, hay menos familias numerosas con bonificaciones IBI”, pese a que Espadas “prometió medidas para que la población de Sevilla aumentara, pero desde luego este castigo en el IBI a las familias numerosas no es un ejemplo de estímulo al crecimiento demográfico”. “La despoblación de la capital hispalense se debe al aumento de la presión fiscal del gobierno socialista”, sentencia.

Recuerda que los diferentes porcentajes de bonificación existentes para las familias numerosas se aplican en función del valor catastral del inmueble y que esos valores catastrales “han sido incrementados un diez por ciento gracias al catastrazo de Espadas, lo que agrava aún más la situación”. “Hay que tener en cuenta además que estas familias normalmente tienen viviendas grandes por las necesidades obvias de espacio y por tanto con mayor valor catastral”, matiza.

Belmonte ha hecho mención a la batería de propuestas presentada por el PP para que “Sevilla una ciudad atractiva para vivir, incrementar la población a través de medidas activas que favorezcan el empadronamiento, para recuperar los 700.000 habitantes e iniciar un ciclo sostenido de aumento de población”. Entre ellas propuestas, apunta a la ampliación de la bonificación del IBI para familias numerosas, de la reducción del 50 por ciento en la tasa de licencias de obras, reducción en la tasa de expedición de documentos del Ayuntamiento y de la Gerencia de Urbanismo o reducción del 20 por ciento de la tasa del cementerio.

“Espadas está convirtiendo la política fiscal de Sevilla en una política fiscal represiva. Sevilla tiene que estar abierta a todos y la mejor manera de hacer política es la familia. La mejor forma de que el Estado vaya bien es que las familias estén bien, porque las familias es quién mejor ayuda al estado a cumplir sus fines”, sentencia.